Cómo salir del triángulo dramático

¿Por qué hay relaciones que fluyen y otras que se enquistan? Seguro que si te pido que me digas cómo son tus relaciones tienes de los 2 tipos. Muy posiblemente ahora estés pensando en esa persona tóxica de la que no te puedes librar. Estás atrapado en el papel de perseguidor. ¡Stop! Pensar así no te ayuda. Lo que necesitas es tomar conciencia de la situación, asumir tu rol y liberarte. Lo que necesitas es entender el triángulo dramático. 

Soy Diego L. Rodríguez, experto en coaching oncológico y superviviente de cáncer. Y yo también he estado en una situación parecida hasta que descubrí el triángulo dramático de Karpman. Una herramienta de coaching que mejora tus relaciones personales. En este artículo voy a explicarte los roles del triángulo dramático. Y al final, voy a explicarte un ejemplo para que puedas entender cómo esta herramienta de coaching puede ayudarte. 

PASO 1: 

Suscríbete a mi canal.

PASO 2: 

Dicen que una imagen vale más que mil palabras…

¡Pero un vídeo vale más que 1000 imágenes! 

Aquí tienes el artículo en formato vídeo, para hacerte la vida un poquito más fácil 😊

Primera sesión de coaching online gratis

Reserva ahora mismo tu cita para conocernos y descubre cómo el coaching online puede ayudarte.

Qué es el triángulo dramático

El triángulo dramático es una herramienta de coaching que explica las relaciones personales. Para hacerlo, Karpman, su creador, defiende la idea de que en toda relación existen 3 roles: 

  • La víctima
  • El salvador
  • El perseguidor

Más adelante voy a explicarte en detalle cada uno de ellos. De momento, quiero que entiendas la importancia de esta herramienta de coaching. El triángulo dramático es muy útil para identificar comportamientos que tu coachee está usando sin darse cuenta.

Utiliza el triángulo dramático para identificar conductas bloqueantes que te impidan avanzar hacia tus objetivos. Identificarte como víctima, salvador o perseguidor te ayudará a dejar de serlo. Y desde tu nuevo rol podrás liberarte de las barreras que te alejan de tus objetivos. 😊

Autor del triángulo dramático: Karpman

Stephen Karpman, discípulo de Eric Berne (padre del análisis transaccional) es el creador del triángulo dramático. Karpman propone el triángulo dramático como una herramienta de psicoterapia que más tarde se adopta también en el coaching. 

El objetivo principal de esta herramienta de coaching es ayudar a comprender los conflictos interpersonales. Sobre todo, entre relaciones enquistadas pero necesarias. Como por ejemplo de una madre con su hijo. Luego veremos un ejemplo de cómo utilizar el triángulo dramático. 

El triángulo dramático de Karpman

Si eres coach (o estás en camino de serlo), te aconsejo que profundices en el triángulo dramático. Ya que puede serte muy útil para luego aplicarlo en tus procesos de coaching. Yo te recomiendo que vayas directamente a la fuente: al libro que escribió Karpman, sobre el triángulo dramático. 

Te dejo por aquí el libro en Amazon

Los roles en el triángulo dramático

Antes de explicarte cada rol del triángulo dramático, quiero que conozcas algunas características comunes a todos ellos: 

  • Puedes pasar de un rol a otro en función de la variación de las circunstancias y tu estado emocional
  • Tienes el poder de entrar y salir de cualquier rol del triángulo dramático en cualquier momento. Solo depende de ti y del rol que elijas tener. 
  • Todos ellos constituyen estrategias emocionales inmaduras
  • Adoptas alguno de estos roles cuando pretendes defenderte de una situación que consideras peligrosa. 

El perseguidor

Rasgos que te caracterizan cuando adoptas el rol de perseguidor: 

  • Tiendes a amenazar
  • Menosprecias el valor de las acciones de tu pareja
  • Castigas, te quejas y desprecias cuando alguien se equivoca
  • Señalas con el dedo acusando al responsable del error
  • Piensas que señalando al culpable te defiendes de posibles ataques contra ti

El salvador

Rasgos que te caracterizan cuando adoptas el rol de salvador: 

  • En una relación, te sientes responsable de que los 2 seáis felices
  • Ayudas sin preguntar, sin que nadie te lo pida
  • Menosprecias las habilidades de los demás
  • No dejas que tu pareja se valga por sí misma
  • Creas una dependencia de ti para sentirte bien tu
  • Bajas la autoestima de los demás porque piensan que no son capaces de hacer nada solos.

La víctima

Rasgos que te caracterizan cuando adoptas el rol de víctima: 

  • En una relación, te colocas en la posición más débil
  • Intentas que los demás muestren compasión por tu situación de inferioridad
  • Te menosprecias a ti mismo quitando valor a tus resultados
  • No celebras tus logros
  • Como no te crees capaz, dejas que los demás asuman la responsabilidad sobre tus acciones
  • Intentas que los demás te vean indefenso para que se sientan culpables. 

Cómo cambiar los roles

Aunque hayas empezado en un rol, es habitual que te muevas también entre los otros dos. Los movimientos más habituales que suelen haber dentro del triángulo dramático son: 

  • Como la víctima se siente inferior por la ayuda impuesta por el salvador, se convierte en perseguidor. 
  • Si rechazan la ayuda que impone el salvador, este se transforma en víctima y se ofende.
  • Si el salvador actúa muchas veces en este rol para salvar a la víctima, se cansa y se convierte en perseguidor. 

Un ejemplo de una situación de triángulo dramático

Tu madre te invita este verano a pasar un par de días con ella de viaje. Ilusionado, se lo cuentas a tu pareja. Pero a ella no le parece buena idea porque no quiere que la dejes sola. A ti te apetece mucho porque hace tiempo que no pasas tiempo con tu madre a solas. 

A ella sigue sin parecerle bien. No para de reprocharte que ya pasáis poco tiempo juntos por tu trabajo. Y encima a la mínima la dejas sola. Así que al final decides no ir para pasar más tiempo con ella. ¿Qué rol del triángulo dramático ha adoptado tu pareja? ¿Y tú?

Cuando explico este ejemplo en clase o en sesiones de coaching todos claramente el rol de la pareja: perseguidor. En cambio, muchos se sorprenden cuando les pregunto por el rol que asume el protagonista de la historia. La tendencia general es que el protagonista no adopta ningún rol. Pero esto es un error. Él es el salvador.

¡Cuidado con esto! Si identificas que tu pareja ha apodado un rol del triángulo dramático, pregúntate qué rol estás asumiendo tú. Suele haber 2 opciones: 

  • Tienes identificado tu rol, pero no quieres reconocerlo.
  • No eres capaz de identificarlo (pero seguro que alguno tienes). 😉

¿Cómo salir del Triángulo Dramático?

¿Es posible escapar del triángulo dramático? Sí, es posible. Para ello lo primero que tienes que hacer es reconocer que rol estás adoptando que te mantiene atrapado. ¿Eres perseguidor, salvador o víctima? Tomar conciencia de tu rol te abrirá la puerta para salir del triángulo dramático de Karpman

Una vez identificado, en función de qué rol tengas, podrás transformarlo en: 

  • De perseguir a expresar: empatizando y aceptando que tu también eres vulnerable a veces (¡y no pasa nada!)
  • De salvar a acompañar: ofreciendo ayuda, pero no imponiéndola. 
  • De víctima a responsable: asumiendo la responsabilidad de tus acciones y afrontándola en lugar de huir.

 

¡Fin! Espero que ahora ya sepas cómo escapar del triángulo dramático. Y puedas utilizar esta herramienta con tus coachees en tus procesos de coaching. ¡Pero esto no se acaba aquí! Porque en el próximo artículo vas a descubrir una herramienta de coaching rara. Una práctica robada de otra disciplina que va a hacer que te plantees muchas cosas sobre tu futuro. ¿Sabes ya cuál es?

Un abrazo de los que molan mazo… ¡y Feliz Navidad!  😊

Primera sesión de coaching online gratis

Reserva ahora mismo tu cita para conocernos y descubre cómo el coaching online puede ayudarte.

Organiza tu Evento

Tranquilo/a, tus datos NO se compartirán con terceros.