La rueda de la vida en coaching: cómo hacer la tuya

¡Espabila! La vida es una rueda que gira, aunque no te enteres. Se trata de unir los puntos. De alcanzar un grado de satisfacción que te permita estar en equilibrio. Lograr un desarrollo personal. Crecer en cada uno de los roles que ocupas en tu día a día. Evolucionar como hijo, padre, pareja, amigo, profesional…

Soy Diego L. Rodríguez, experto en coaching oncológico y superviviente de cáncer. Hoy quiero que descubras una fantástica herramienta de coaching: la Rueda de la Vida”. Te voy a explicar qué es y para qué sirve la rueda de la vida. Voy a enseñarte a usarla para evaluar tu situación actual en los roles de tu vida. Y al final, vas a comprender los beneficios de aplicar la rueda de la vida en tus sesiones de coaching. ¿Listo? Vamos al lío. 😊

PASO 1: 

Suscríbete a mi canal.

PASO 2: 

Dicen que una imagen vale más que mil palabras…

¡Pero un vídeo vale más que 1000 imágenes! 

Aquí tienes el artículo en formato vídeo, para hacerte la vida un poquito más fácil 😊

Primera sesión de coaching online gratis

Reserva ahora mismo tu cita para conocernos y descubre cómo el coaching online puede ayudarte.

Qué es la rueda de la vida

La rueda de la vida es una herramienta de crecimiento y desarrollo personal. Esto hace que sea muy utilizada en el coaching y otras disciplinas (como la terapia, por ejemplo). Cuando después de leer este artículo comiences a aplicar en procesos de coaching con tus clientes entenderás por qué.

La rueda de la vida ofrece una visión general y gráfica de todos los aspectos que componen tu vida. Esto te permite evaluar de forma sencilla el grado de satisfacción y equilibrio que existe entre ellos. ¿Todo esto para qué?… Pues todo esto para responder a una sola pregunta: ¿esta es la vida que quiero? 

La rueda de la vida es una herramienta de coaching de autoconocimiento. Una forma de tomar conciencia de cómo es tu vida actualmente. Porque amigo, aunque no lo quieras escuchar, te hace falta. Miras a otra parte para evitar hacer frente a la realidad. Y la realidad es que no te gusta tu vida. 

Solo la conciencia nos hace libres. Porque cuando eres consciente de lo que sucede en tu vida, puedes elegir seguir igual o cambiar. Ahí es donde se desarrolla el crecimiento personal. Ahí es donde tienes que empezar a unir los puntos. Por esto (y por más cosas que vas a descubrir en este artículo) necesitas hacer tu rueda de la vida.  

Para qué sirve la rueda de la vida

La rueda de la vida sirve para tomar conciencia de cuánto tiempo dedicas a cada área de tu vida. A partir de conocer tu situación actual, la rueda de la vida te plantea 2 alternativas: 

  • Seguir igual (si estás a gusto y es lo que verdaderamente deseas)
  • Equilibrar tus roles para lograr un grado de satisfacción mayor.

La rueda de la vida es una herramienta de evaluación. Utilízala en tus sesiones de coaching para que tu coachee amplíe la información que tiene de sí mismo. Solo así el proceso de coaching será efectivo. Porque tu coachee podrá elegir con libertad hacia donde quiere que vaya su vida. 

¡Importante! No confundas esta rueda de la vida con el libro de Elisabeth Kübler Ross. Esta autora escribió un libro muy interesante sobre el legado de una mujer. Una mujer a la que su reconciliación con la muerte le enseño a amar la vida. Si tienes tiempo y te mola leer, te lo recomiendo. El libro se llama exactamente igual que la herramienta: La rueda de la vida. 😊

Cómo hacer tu propia rueda de la vida

Hacer tu propia rueda de la vida parece fácil pero no lo es. Como cualquier herramienta de crecimiento personal, depende de lo que te quieras “mojar”. Cuando más profundices en cómo es realmente tu vida en cada ámbito, más calidad tendrá tu rueda de la vida. Y, en consecuencia, más útil y reveladora será para ti. 

Son 8 los ámbitos que van a formar parte de tu rueda de la vida. Puedes hacer una rueda de la vida con menos. Pero no te recomiendo que hagas una rueda de la vida con más de ocho. Entre 6 y 8 está bien. Porque te permite enfocarte y al mismo tiempo conservar la visión global. Ahí van las áreas que debes tener en cuenta: 

Ahora que ya conoces las áreas, voy a explicarte los pasos que tienes que seguir para desarrollarlas. Te aconsejo que te descargues una plantilla de internet (hay miles). Así puedes ir haciendo los pasos sobre ella. 

1. Escribe las áreas en círculo (formando la rueda de la vida)

Si te has descargado una plantilla, este paso ya lo tendrás hecho. Si no, pinta un círculo en un folio y divídelo en trozos de tarta. Haz tantos trozos de tarta como quieras que tenga tu rueda de la vida.

2. Puntúa cada área de la rueda de la vida

¿Cómo de satisfecho estás en cada aspecto de tu vida? Esta es la pregunta a la que tienes que dar respuesta. Para ello, enfócate en cada ámbito de la rueda de la vida y puntúalo del 1 al 10.

Te aconsejo que inviertas entre 5 y 10 minutos en puntuar cada área. Te en cuenta todo: lo bueno y lo malo. Valora tus triunfos en esa área y también acepta tus derrotas. No dejes que tu nivel de autoestima influya en los resultados (aunque es inevitable). Debes de ser lo más objetivo posible. 

Cuando hayas puntuado todos los aspectos de tu rueda de la vida, píntalos sobre el folio. Te muestro una foto para que veas un como el proceso: 

La rueda de la vida

3. Reflexiona sobre los resultados de tu rueda de la vida actual

Cuando diseñaste tu vida, ¿era así como te la imaginabas? Si la respuesta es sí, felicidades. La rueda de la vida te ha servido para comprobar que estás donde quieres estar. Que, en este momento de tu vida, estás a gusto con cada rol que ocupas de tu día a día. 

Sinceramente, si la respuesta es sí, vuelve a hacer la rueda de la vida porque no la has hecho bien. ¿De verdad tu vida es un 10 en todos los sentidos? ¿Esta es la vida que quieres tener? O eres muy poco ambicioso o no estás teniendo en cuenta todo. ¡Vamos, espabila! Seguro que hay algún aspecto que te gustaría mejorar. Si es así, continua con el siguiente paso. 😊

4. Elige las áreas de tu rueda de la vida que quieras cambiar y crea tu plan de acción

Selecciona las áreas de tu vida con las que no estés a gusto. O simplemente en las que ya estés a gusto, pero quieras estar mejor. Selecciona máximo 3. Porque si pretendes cambiar más de 3 a la vez, o eres Superman o un poco flipado. 

Centrándome en cada área, ¿qué es lo que no te gusta? ¿Qué te impide cambiarlo? ¿Cómo podrías potenciar lo que si te gusta? Aquí es donde empieza el crecimiento personal. Aquí es donde tienes que empezar a unir los puntos. 

Gracias a la rueda de la vida, tu coachee podrá diseñar un plan de acción de forma natural. Al tener identificadas sus áreas de mejora, podrás incidir en ellas con preguntas poderosas. Preguntas poderosas que ya deberías de conocer porque te las he enseñado en este artículo

 

5. Actúa y vuelve a hacer tu rueda de la vida

Puede resultar obvio, pero no lo es tanto. Te sorprendería saber cuánta gente hace su plan de acción y lo guarda en un cajón para siempre. Si haces eso, tú y yo estamos ahora mismo perdiendo el tiempo. Mi consejo es que hagas un plan de acción de “alto impacto y bajo coste”. 

Ya te explicaré en otro artículo cómo hacer este tipo de planes. De momento, quédate con que son acciones rápidas y de las que obtengas resultados rápidamente. Una vez que hayas puesto en práctica tu plan, vuelve a hacer la rueda de la vida. Para evaluar de nuevo en que punto te encuentras ahora en los ámbitos que te habías retado a mejorar. 

Beneficios de utilizar la rueda de la vida

Ahí van los principales beneficios de hacer tu rueda de la vida cada año: 

  • Verificar si estás satisfecho con la vida que tienes en cada rol que ocupas
  • Identificar los roles en los que te gustaría estar mejor
  • Actuar sobre los roles que desees mejorar para recuperar el equilibro de tu vida
  • Obtener una mayor conciencia de cómo es tu día a día.
  • Medir tus progresos respecto a tu situación en ese rol hace un año. 
  • Enfocar tu energía en aquello que consideres importante.

Interpretación de la rueda de la vida en el coaching

Como te he dicho durante todo el artículo, la rueda de la vida es una magnífica herramienta de coaching. Con ella, vas a ayudar a tus coachees a que tomen conciencia de cómo están viviendo. Y desde ahí lograr un crecimiento personal y un proceso de coaching efectivo.

Muchas veces en coaching los clientes vienen sin un objetivo definido. Esto es un gran problema. Porque sin un objetivo, seguro que el proceso de coaching es un fracaso. Si haces la rueda de la vida con ellos, será más sencillo para ambas partes concretar el objetivo. Y esto mejorará la calidad de tus sesiones de coaching. 

¡Se acabó! Espero que te haya gustado la rueda de la vida y empieces a aplicarla en tus procesos de coaching. Y ojo con el próximo artículo porque vas a descubrir cómo liberarte. Voy a revelar cómo romper las cadenas que te encierran en el triángulo dramático. ¿Aún no conoces esta herramienta de coaching? Pronto formará parte de tu mochila, ya verás. 😊

Un abrazo de los que molan mazo… ¡y Feliz Navidad!  😊

Primera sesión de coaching online gratis

Reserva ahora mismo tu cita para conocernos y descubre cómo el coaching online puede ayudarte.

Organiza tu Evento

Tranquilo/a, tus datos NO se compartirán con terceros.